Eventos

Las cinco maneras en las que cambiará la vida laboral después de la pandemia

Las videollamadas deberán tener un límite de extensión ya que se ha demostrado que son más agotadoras que las reuniones físicas

El World Economic Forum entregó ayer una investigación de Dave Cook que evidencia cinco cambios radicales en la vida laboral que dejará la pandemia, derivados del mayor trabajo remoto que llegó en muchos casos para quedarse.

El documento tiene en cuenta la encuesta de Gartner que se realizó a 317 directores y líderes financieros el 30 de marzo de 2020, y que reveló que 74% trasladará al menos 5% de su fuerza laboral de puestos permanentes a remotos después de superar la pandemia de covid-19.

Esto generará, en primer lugar, que los desplazamientos cambien para siempre y sean más fluidos. Según Cook después de llegar a tiempos de viaje récord en varios países, las empresas están analizando “estrategias híbridas de trabajar desde casa dos días a la semana y escalonar los horarios de trabajo, de modo que el transporte público no se vea abrumado”.

El segundo cambio será el respeto del tiempo libre. Según el investigador “más que nunca, es vital crear una separación clara entre el trabajo y el tiempo libre ya que se está creando una cultura que espera que las personas estén disponibles todo el tiempo”.

Es por esto, que la investigación señala que las empresas deberían trabajar por eliminar este mal hábito, y evitar por ejemplo, enviar correos electrónicos fuera de horario, ya que no solo es una mala etiqueta, “sino que crea una cultura de trabajo coercitiva que requiere que las personas estén disponibles 24 horas y los científicos sociales argumentan que esto termina en estrés y agotamiento”.

El tercero, es ponerle límites a las videollamadas, ya que están llegaron para quedarse y la investigación muestra que son más agotadoras que las reuniones en persona. También señalaron que es bueno analizar cuándo se deben hacer, ya que no siempre son la mejor opción.

El cuarto punto, pese a la crisis que viven los coworking, es más espacio de este tipo. Para Cook pese a que ahora no se necesitarán, las empresas que sobrevivan, recibirán una gran cantidad de personas que están en home office, esto porque pese a “que las personas anhelan la flexibilidad, saben que estar cerca de otros aumenta la productividad. Además, con el tiempo, los trabajadores remotos anhelarán la cercanía física que conlleva simplemente estar junto a otras personas”.

Finalmente, explicaron que más personas serán nómadas digitales. Es decir, trabajo remoto, pero desde diferentes ubicaciones antes no permitidas. Esta última tesis la respaldó AirBnB, que señaló que más gente querrá vivir en “lugares pintorescos”.

 Fuente: La República

Lilian Mariño Espinosa – lmarino@larepublica.com.co

 

Anterior

Decreto 662 del 14 de mayo de 2020 - Ministerio de Educación Nacional

Siguiente

Las respuestas de las centrales sindicales a las propuestas del gobierno y los empresarios

Editora

Editora